¿ Cuándo pesarse y cómo ? – 8 Tips y consejos para pesarse de forma adecuada

El momento de pesarse puede ser un momento del día que nos puede estresar o nos puede resultar más traumático dentro de todo lo que hacemos para cuidar nuestro peso. A nadie le gusta ver que la aguja de la báscula va cada vez más arriba… Saber cuándo pesarse y cómo hacerlo bien puede hacer este proceso mucho más sencillo y mucho más amistoso.

¿ Cuándo pesarse y cómo?Una de las claves es saber cuándo pesarse. A lo largo del mes e incluso del día no siempre pesamos los mismo. El peso de cada momento depende de lo que hayamos comido, de nuestras hormonas, la retención de líquidos… Todo esto puede afectar  al resultado que arroja nuestra báscula, por lo que para que tengamos un resultado mucho más adecuado, sobre todo si lo que buscas es perder peso, conocer tu peso más exacto es de gran ayuda y para esto es básico saber cuándo pesarse.

Para pesarte lo más recomendable es seguir estos consejos sobre cuándo pesarse y cómo hacerlo bien. Así obtenemos un peso aproximado más cercano a nuestro peso real.

Consejos para saber cómo pesarse  y cuándo pesarse

1. Utiliza la misma báscula: no todas las básculas están calibradas de la misma manera y por tal motivo si nos pesamos en tres básculas diferentes cada una arrojará un resultado ligeramente diferente que aunque parezca poco si te encuentras en un plan de pérdida de grasa esto puede influir mucho. Procura utilizar siempre la misma báscula para pesarte así las variaciones que veas en el resultado te indiquen si has perdido o aumentado tu peso.

2. Pésate a la misma hora: pesarte a la misma hora es importante para que podamos acercarnos a las mismas condiciones cuando nos pesemos. La mejor hora para pesarte es justo después de levantarte y tras ir al baño, en este momento nuestro peso no se ve interferido por algo que hayamos comido.

3. Usar la misma ropa: si te encuentras en un plan de pérdida de peso/grasa bajo control de un experto o nutricionista esto puede ser difícil ya que salir de casa cada 15 días o un mes con la misma ropa es poco viable, pero si te pesas en casa trata de utilizar la misma cantidad de ropa para poder apreciar si ha existido una pérdida o un aumento considerable. Si tienes que pesarte fuera de casa procura usar la misma cantidad de ropa y siempre opta por ropa ligera y pocas capas de ropa, si es posible pesarte  sin zapatos mucho mejor.

4. Evita pesarte todos los días: cada día nuestro cuerpo sufre cambios por lo tanto pesarnos constantemente el resultado puede ser muy variable y esto por supuesto pueda afectar tu ánimo y desmotivarnos por completo; para evitar esto no te obsesiones y trata de pesarte cada 15 días o cada mes para que arroje un resultado más realista y apropiado.

5. Si eres Mujer no te peses en tu período: las mujeres son las que más cambios sufren en su peso a lo largo del mes debido a los procesos hormonales y el ciclo menstrual, pesarte en tu período puede darte resultados muy negativos ya que puedes retener muchos más líquidos y estar más inflamada por lo que puede ser que aumentes hasta 1 kilogramo de peso y en algunos mujeres incluso un poco más.

6. Elige una báscula adecuada: en el mercado puedes encontrar muchas básculas y puede ser confuso elegir una, depende de tus necesidades puede ser que necesites una báscula más exacta o con ciertas funciones; hay básculas que son tan precisas que pueden darnos cálculos de porcentaje de grasa, pero si estás embarazada es mejor evitar este tipo de básculas ya que no se recomiendan durante esta etapa y mejor optar por una báscula más sencilla.

7. Utiliza otras alternativas además de la báscula: Pesarte no es el mejor indicativo para saber como nos encontramos físicamente por lo que usar una cinta métrica es una manera buena de medir tus resultados y avances, en ocasiones puede ser que la báscula refleje el mismo pero o incluso más peso por semanas pero tomar nuestras medida refleja mucho mejor nuestro avance, si reduces medidas quiere decir que perdiste grasa y puede que aumentaras masa muscular y por lo tanto no perder peso así que si tu talla disminuye y tus medidas van decreciendo quiere decir que vas por muy buen camino a pesar de tu peso.

8. No te obsesiones: como última recomendación es muy importante no obsesionarnos con el peso, el peso no te define ni refleja tu estado de salud, una persona puede pesar mucho más que otra y tener más músculo que otra que pese lo mismo. Por lo que si llevas una vida saludable y tú complexión mejora no debes preocuparte tanto por el peso al final es solo un número e importa más como nos veamos y sintamos con nosotros mismos. Recuerda que es muy importante que pensemos primero en nuestra salud y evitar dietas o procesos drásticos para perder peso. Así que antes de pensar en tu peso consulta siempre la opinión de un experto que te pueda orientar según tus circunstancias.

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (Sea el Primero en Puntuar)
Cargando…
3 Comentarios
  1. 20 Abril 2017
    • 27 Abril 2017
      • 6 Julio 2017

Deje un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento a nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies