Ultracavitación: Liposucción sin Cirugías

Para aquellas que soñamos con tener un vientre plano, sin celulitis y libre de flacidez, la ciencia y la tecnología se han unido para darnos una mano y lograr este objetivo en corto tiempo. Existe actualmente una terapia médica llamada Ultracavitación que promete hacernos perder esos kilos extras depositados en nuestro abdomen, muslos, cintura y caderas, sin recurrir a la cirugía.

Este es un tratamiento moderno preferido por las mujeres que lo han intentado de todo para lucir una figura más esbelta y afinada.

Claro que nunca debes dejar de lado los consejos de una dieta balanceada rica en vitaminas, proteínas y fibras, sin exceso de calorías, pero ahora hay que celebrar que tenemos una opción más para agilizar la meta de vernos más delgadas.

No invasivo

La ultracavitación es también llamada la “liposucción sin cirugía”, porque es un método no invasivo y según los especialistas indoloro, a través del cual se eliminan los depósitos de grasa, sin recurrir al bisturí.

Muchas veces va acompañado de otras terapias como los masajes (masoterapia), radiofrecuencia  y el drenaje linfático.

¿Cómo funciona la Ultracavitación?Adelgazar rápido

La grasa de nuestro cuerpo se elimina en este proceso a través de ondas ultrasónicas de baja frecuencia y alta potencia, que no afectan otros tejidos que no sean células grasas y moléculas de triglicéridos.

Todo es eliminado luego mediante la orina. Para ello es muy importante que se beba abundante líquido, entre un litro y medio; y dos de agua. Por lo agresivo del tratamiento, que implica movimiento y presión, sólo puede realizarse una vez por semana, hasta completar entre 6 y 12 sesiones, dependiendo de lo que recomiende el especialista.

Dos tallas menos

Según los testimonios de quienes se han sometido a la ultracavitación, aseguran que puede bajarse hasta dos tallas en sólo dos o tres sesiones. Completar las 6 o 12 sesiones serían entonces suficientes para un tratamiento más integral. Las zonas en donde se intensifica este proceso son el abdomen, muslos, caderas y cintura.

Indican además que no existen efectos secundarios, no dolor, no ardor y no huellas de un tratamiento.

No pueden

Sin embargo existe un grupo de personas que no podrían someterse a sus beneficios, estas son obviamente las embarazadas o las que han sido intervenidas recientemente en una cesárea. Tampoco los que tienen el colesterol alto, las personas que tienen alguna prótesis en la zona a tratar, los que sufren de epilepsia, los que llevan marcapasos y las personas que presenten alguna infección. Es preferible que consulte antes a su médico, si usted es apto para este tratamiento.

 Vida saludable

Si estás pensando someterte a la ultracavitación, saca una cita con tu médico. Si finalmente lo hiciste y lograste lo que tanto anhelabas, sería bueno que busques a un nutricionista o que establezcas patrones saludables de alimentación y te impongas una rutina de ejercicios. No querrás que todo lo obtenido se vaya por la borda.

Desde aquí te aconsejamos tomar mucha agua, consumir abundantes frutas y verduras, evitando las comidas grasosas.

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (2 votos, media: 4,00 de máximo 5)
Loading...
8 Comentarios
  1. 29 julio 2015
    • 25 marzo 2016
  2. 18 febrero 2015
  3. 14 junio 2014
  4. 9 junio 2014
  5. 9 enero 2014
  6. 8 enero 2014
  7. 8 enero 2014

Deje un Respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento a nuestra política de cookies.

CERRAR