Productos milagrosos, ¿mito o realidad?

PublicidadEstoy segura de que todos en algún momento hemos sido victimas de la publicidad, y hemos caído en compras de productos, que no nos traen ningún beneficio o no cumplen lo que prometen. Porque claro, dicen ser la octava maravilla, y nos pasan videos y ejemplos de como actúan y los increíbles beneficios que traen a nuestro cuerpo, prometen bajar diez kilos en una semana, sin morir de hambre y afirman ser la cura de todos nuestros males, además, siempre vienen acompañados de una increíble oferta por tiempo limitado.

Pero ¿que hacen en realidad estos productos? Abusan de nuestra confianza, y de nuestra esperanzas con el fin de vender, llenándonos de falsas promesas, la realidad es, que los consumimos, porque buscamos una cura milagrosa, y un producto que todo lo puede, por supuesto, por ejemplo en cuestión de obesidad, todos queremos bajar de peso, pero, cambiar nuestros hábitos de alimentación es demasiado complicado.

Los que venden estos productos, lo saben, así que publicitan, el maravilloso producto milagroso, y nos ponen testimonios de personas que lo han utilizado, y están completamente satisfechos pero ¿que validez tienen esos testimonios? En ocasiones como ya lo he mencionado en anteriores artículos, nos ejemplifican con una modelo que cuida su alimentación, y que pasa 1 hora diaria en el gimnasio como mínimo, y nos hacen creer que es usuaria de ese producto.

Invertir en ellos, posible riesgo para la salud.

Como si fuera poco, no solo no cumplen lo que prometen, también existen productos que son riesgosos para nuestra salud, entre las consecuencias de su uso, están:

  • Hipertensión
  • Palpitaciones
  • Diarrea
  • Cálculos renales
  • Hipotiroidismo y otras afecciones del metabolismo
  • Daño hepático

Por mencionar algunas, evidentemente, no todos sufren de dichos efectos secundarios, y habrá algunos productos que pertenecen a los milagrosos, pero que no tienen estas consecuencias, todo depende el producto del que estemos hablando. No obstante, una recomendación es, informarse bien, sobre los componentes del médicamente, o suplemento, para saber si es riesgoso o no en caso de que quisiéramos adquirirlo.

No existen las curas milagrosas contra la obesidad

Desafortunadamente, la mayoría de las curas milagrosas para bajar de peso, vienen siempre acompañadas del indeseable rebote, es decir, funcionan, pero la pérdida de peso no es duradera, y algunos ni siquiera sirven para perder peso. Cuando haya una cura milagrosa contra la obesidad, será tu médico el primero en aconsejártela.

Con esto no descarto que existen alternativas naturales para perder peso, que son muy útiles y que son productos que se venden y utilizan con ese fin, sin embargo, una pastilla que puedes emplear para perder 10 kilogramos en una semana sin esfuerzo, es digna de dudar.

Ahorra tu dinero y no inviertas en charlatanería, infórmate sobre la alimentación saludable, si tienes dudas sobre esos productos, consulta a un profesional de la salud en el área, y sobre todo hay que concientizarnos, alcanzar nuestro peso ideal, no va a depender de un solo producto, es producto del esfuerzo, de dedicación y de fuerza de voluntad, en nuestras manos está encontrar a la persona sana que podemos ser. ¡Espero sus comentarios acerca de este tema!

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (Sea el Primero en Puntuar)
Loading...
4 Comentarios
  1. 7 mayo 2013
  2. 7 mayo 2013
  3. 21 junio 2012
  4. 20 junio 2012

Deje un Respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento a nuestra política de cookies.

CERRAR