Metabolismo Lento: tips o consejos para enfrentarlo

¿Llevas una dieta sana y no consigues adelgazar? ¿Haces ejercicio habitualmente y no pierdes kilos? Es probable que tu problema sea que tienes un metabolismo lento. Hoy veremos unas claves para paliar este problema.

Perder peso y llevar una vida más saludable se ha vuelto parte de nuestro día a día y es que mantenernos saludables es muy importante si queremos llevar una vida saludable y sentirnos bien por dentro y por fuera, sin embargo, la falta de información y el estrés pueden llevarnos a tomar malas decisiones que a la larga pueden afectar nuestro metabolismo por lo tanto perder peso se vuelve más complicado o comenzamos a subir de peso, aunque llevemos una dieta controlada y realicemos ejercicio.

cómo paliar el metabolismo lento El metabolismo lento puede traer diferentes complicaciones, pero no te preocupes que se puede resolver con algunos consejos y cambiando algunos hábitos en tu estilo de vida.

¿Qué es el metabolismo lento?

Tu cuerpo es sabio y cuando no consigue la suficiente energía entra en un modo de “supervivencia”. Es decir, nuestro cuerpo comienza a ahorrar energía para sobrevivir. Esto sucede ya que, en teoría, si nos encontramos en una situación donde no podemos cubrir nuestro gasto energético como una hambruna, un desastre etc. nuestro organismo está tan bien diseñado que aprende a sobrevivir con poca energía haciendo ligeros ajustes metabólicos para que logremos mantenernos con vida. Así aguanta más tiempo con menos comida.

Nuestro cuerpo necesita un cierto número de calorías para realizar las funciones básicas como respirar y llevar a cabo todos los procesos metabólicos necesarios para vivir. Esto se conoce como metabolismo basal y puede variar en función de nuestra edad, peso, estatura, actividad y también guarda una estrecha relación con la masa muscular, entre más músculo más calorías conseguiremos quemar en reposo.

Un metabolismo lento puede ocurrir por muchos factores y una de las más comunes es dejar de comer o comer muy poco, las llamadas dietas hipocalóricas son un gran ejemplo de esto; con este tipo de dietas a la larga conseguimos que nuestro cuerpo se acostumbre a consumir pocas calorías y ya no perdemos peso o podemos incluso aumentar de peso.

Algunas otras causas que pueden afectar y contribuir a un metabolismo lento son: los trastornos hormonales, como el hipotiroidismo y también puede afectar llevar una vida muy sedentaria, las intolerancias y alergias a algunos alimentos.

Tips y Consejos para Acelerar nuestro metabolismo:

Primero que nada, es importante tomar en cuenta que para recuperar la función normal de nuestro metabolismo debemos olvidarnos por un tiempo de la pérdida de peso si ese es tu objetivo, esto no quiere decir que podemos comer todo lo que se nos antoje, pero si permitir una dieta menos estricta para obtener todos los nutrientes y calorías necesarios para el correcto funcionamiento de nuestro cuerpo.

Por lo tanto, el primer consejo es alimentarnos lo suficiente: recuerda que nuestra alimentación debe ser balanceada, no elimines de tu dieta ningún tipo de macronutriente, las grasas y los carbohidratos son importantes para el correcto funcionamiento de nuestro organismo.

Evita saltarte comidas: comer, aunque parezca ilógico nos ayuda a perder peso ya que mejora la función metabólica, no te saltes ninguna comida es importante comer 3 veces al día y hacer 2 colaciones o refrigerios a lo largo del día, procura snacks saludables que reduzcan tu ansiedad y te ayuden a llegar sin morirte de hambre a la siguiente comida, puedes optar por aguacate, pan integral, frutas, vegetales, yogur etc.

Toma suficiente agua: beber suficiente agua nos ayuda a mejorar la función intestinal y nos ayuda a eliminar las toxinas, además que también nos puede beneficiar al disminuir el apetito.

Relájate y Descansa: dormir lo suficiente disminuye los niveles de cortisol lo que disminuye nuestra resistencia a la insulina, lo mismo sucedo al descansar lo suficiente. Ya que conseguimos reducir los niveles de estrés. Para relajarte has una actividad que disfrutes al día, realiza ejercicios de relajación, da un paseo corto o toma alguna bebida relajante.

Haz ejercicio: si llevas una vida sedentaria es muy importante que comiences a incorporar el ejercicio en tu rutina, caminar, nadar o algún otro ejercicio aeróbico te ayudará a acelerar tu metabolismo. Sin embargo, es importante cuidar que no nos excedamos en el ejercicio, realizar mucho ejercicio puede ser igual de contraproducente que hacer poco ya que con el ejercicio quemamos el músculo y por lo tanto nuestro metabolismo se vuelva perezoso.

Realiza ejercicios para aumentar tu masa muscular: como hablamos previamente el músculo nos ayuda a aumentar nuestro metabolismo basal ya que entre más músculo más calorías quemamos al día; incorpora a tu rutina de ejercicio, ejercicios con pesas para aumentar nuestra masa muscular.

Por último, hay algunos alimentos que te pueden dar una ayuda extra si quieres acelerar tu metabolismo. El té verde es uno de estos alimentos, así como el jengibre, los cítricos y las manzanas también nos ayudan a acelerar el metabolismo así que asegúrate de incluirlos en tu día a día.

Recuerda que la constancia es fundamental si queremos ver resultados positivos y que la salud siempre debe ser tu objetivo por arriba de la estética y apariencia, sacrificar tu salud no vale la pena. Por lo que aprende a escuchar a tu cuerpo y mantenerlo saludable, a la larga verás que al cuidar de tu salud también mejora tu aspecto físico.

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (1 votos, media: 5,00 de máximo 5)
Loading...
7 Comentarios
  1. 5 diciembre 2016
  2. 12 noviembre 2016
    • 21 noviembre 2016
  3. 1 octubre 2016
    • 21 noviembre 2016
  4. 1 octubre 2016
    • 21 noviembre 2016

Deje un Respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento a nuestra política de cookies.

CERRAR