Estoy comiendo en exceso por falta…

Estoy comiendo en exceso por falta…Comer en exceso puede ser en realidad el síntoma de alguna carencia, aunque suene ilógico, en mi consulta me he dado cuenta que la mayoría de las personas que llevan una dieta de mala calidad y en exceso es porque tiene falta de tiempo, de ánimos, de afecto, de tranquilidad, etc.

A través de este artículo espero ayudar a identificar cual es nuestra carencia que nos lleva a comer en exceso, pueden ser varias o quizás pueda ser alguna que no esté enumerada, sin embargo, te invito  a hacer una reflexión para que te des cuenta que está faltando en tu vida.

De tiempo:

El trabajo, el quehacer, la escuela, los exámenes, compromisos sociales, ¿acaparan tu tiempo? La falta de tiempo puede llevarnos a comer mal y en exceso, ya que comemos fuera, compramos comida preparada, acudimos a los lugares de comida rápida, y finalmente comemos lo que se nos ponga en frente, a cualquier hora, y en cualquier lugar. La solución es simple, ajusta tu lista de prioridades, y busca estrategias para poder preparar tus alimentos en casa, ya sea que lo hagas un día antes, que siempre lleves contigo fruta fresca, o que identifiques los lugares que ofrecen comida casera cerca de donde realizas tus actividades. ¡Haz tiempo para ti, y tu salud, te lo mereces!

De sueño:

Está demostrado que quienes tienen un mal sueño, tienden a comer más durante el día, si estás durmiendo menos de 5 horas diarias, ten por seguro, que todo el día querrás estar comiendo, alimentos dulces, e hipercalóricos, como pastelillos, chocolates, o cualquier fuente de azúcar que te haga sentir con más energía aunque sea  un efecto temporal, para solucionarlo, debes ajustar tus horarios de sueño, y corregir cualquier problema que lo esté alterando.

De afecto:

Si nos sentimos incomprendidos, poco valorados, o solos, entonces esta carencia, nos llevará a la depresión y a refugiarnos en los alimentos, galletas, chocolates, helado, son los favoritos, para “hacernos sentir mejor” sin embargo, se trata de un círculo vicioso, en el que tan pronto dejamos de comer, la sensación de tristeza y vacío regresa. Es importante atender éste aspecto emocional

De desayuno:

O cualquier otra toma de alimentos, puede hacernos pasar hambre, y por lo tanto, en la siguiente toma de alimentos comeremos en exceso, este hábitos es muy desaconsejable, como lo es evitar cenar, lo mejor es hacer todas nuestras tomas de alimentos e incluir refrigerios ricos en frutas y verduras, que contribuyan a la saciedad.

De tranquilidad:

El estrés que nos provoca el trabajo, las deudas, el diagnóstico de alguna enfermedad, cualquier razón que nos mantenga en preocupación, genera ansiedad, y la ansiedad puede llevarnos a comer en exceso, aun cuando nos sintamos saciados, es importante que aprendas técnicas de relajación o bien busques formas para reducir el estrés diario, incluir frutas y verduras, te ayudan a combatir éste estrés.

De motivación:

“La próxima semana…”, “¿Para qué hago dieta?, si no voy a bajar”, “Tengo demasiado peso extra” Son pensamientos poco motivantes, que nos orillan a no hacer cambios, y dejar las cosas como están, en pocas palabras “abandonarnos”, dándole poca importancia a nuestra alimentación.

Estas son algunas de las causas de comer en exceso, pero como te mencionaba anteriormente, existen más carencias o motivos que pueden llevarnos a comer en exceso, y es importante, hacer una reflexión sobre que nos ocurre y darnos cuenta que nos está faltando.

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (Sea el Primero en Puntuar)
Loading...
4 Comentarios
  1. 5 marzo 2015
  2. 1 diciembre 2014
  3. 10 mayo 2013
  4. 8 mayo 2013

Deje un Respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento a nuestra política de cookies.

CERRAR