Camina y olvídate del Peso Extra

Camina y olvídate del peso extraMuchos expertos sugieren que caminar es un ejercicio completo y una herramienta muy importante cuando de perder peso hablamos, sin embargo, no todos vemos sus beneficios, quizás porque no lo estamos haciendo correctamente, por eso hoy, vengo a compartirles unos tips, que pueden ayudarlos a aprovechar la caminata para perder peso.

Más tiempo, más éxito

Yo siempre recomiendo como mínimo 45 minutos de caminata sin descanso, sin embargo, las caminas de 60 minutos, pueden multiplicar la quema de calorías hasta por cinco veces, hazte un tiempo tres días a la semana como mínimo y verás una diferencia significativa.

Trabaja el abdomen

Si quieres aprovechar y tonificar tu abdomen mientras caminas, puedes poner en práctica los siguientes consejos:

  • Trata de contraer tu abdomen hacia tu columna al caminar, pero no sostengas la respiración.
  • Siente la conexión entre tu ombligo y tus piernas, tu cadera debe seguir el movimiento de tu pierna hacia atrás y adelante, de forma que trabajes la zona abdominal al caminar. Este suave giro, ayuda que el abdomen se esfuerce más, tonificándolo.

Camina al aire libre

Aunque las caminadoras son una buena estrategia para quienes no pueden salir, es mucho más relajante practicar dicha actividad al aire libre, además, caminar en una zona boscosa o con áreas verdes ayuda a combatir el estrés diario, camina hacia árboles para obtener una dosis extra de naturaleza.

¡No te detengas!

Si no acostumbras hacer ejercicio, procura iniciar con una rutina de 10 o 15 minutos, y semanalmente añade 5 minutos,  es mucho mejor que interrumpir tu caminata para descansar. Procura caminar  con constancia, sin distracciones y de principio a fin.

Vigila la velocidad

Si tu deseo es perder grasa, evita correr, ya que esta actividad se concentra más en hacer condición que en quemar la grasa, camina a paso rápido puedes acelerar y desacelerar, cuidando que tu respiración sea nasal, si notas que el aire te falta y empiezas a jadear, desacelera, es importante ya que de ésta manera tu cuerpo aprovecha mejor las reservas grasas y por lo tanto es más fácil reducir tallas.

Realiza un calentamiento

Dedica unos minutos al calentamiento, antes de iniciar la caminata, asegúrate de mover tus articulaciones describiendo suaves círculos, con manos, piernas, tobillos, flexiona tus rodillas en un par de sentadillas, y gira tu cintura y cadera, así conseguimos evitar alguna lesión debido a la actividad.

Combina tu ejercicio con un plan de alimentación

¡Sí! En definitiva, movernos es bueno para nuestro cuerpo, caminar contribuye a tener huesos sanos, y a mantener un peso adecuado, por mencionar sólo algunos beneficios, pero, si nuestro objetivo es alcanzar nuestro peso ideal, no dudes en añadir una dieta, ya que aunque caminar nos ayuda a quemar calorías extras, sus efectos serán visiblemente mejores si hacemos éste combo y antes de lo imaginado, estarás luciendo la figura que siempre has deseado.

No te desanimes, caminar es natural, económico, y muy saludable, si no puedes asistir a un costoso gimnasio, o no tienes tiempo de practicar algún deporte, caminar no sólo es una buena opción es una actividad que todos los que podamos realizar, deberíamos aprovechar.

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (1 votos, media: 5,00 de máximo 5)
Loading...
8 Comentarios
  1. 20 enero 2015
    • 22 enero 2015
  2. 5 octubre 2013
  3. 5 octubre 2013
  4. 4 octubre 2013
  5. 25 agosto 2013
  6. 22 agosto 2013
  7. 21 agosto 2013

Deje un Respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento a nuestra política de cookies.

CERRAR